Comunicado violación de la Constitución de la República

0
971

Reunido el Secretariado ejecutivo de la Asociación de Funcionarios de la Universidad del Trabajo del Uruguay – AFUTU y analizando el comunicado emitido por Presidencia de la República el día 16 de marzo de 2021, respecto a formas de mitigar los altos índices de contagio de COVID 19 que se vienen dando en todo el territorio nacional, y que muchos de ellos se registran por aglomeraciones de estudiantes, docentes y funcionarios en los centros educativos, se comunica:

AFUTU denuncia la violación al Art. 70 de la Constitución de la República, cuando el Presidente de la República expresa la decisión del Poder Ejecutivo de suspender la obligatoriedad de la Educación. Están consagradas en la Constitución la laicidad, gratuidad y la obligatoriedad que alcanza a educación primaria, media agraria o industrial, que no pueden ser nunca suspendidas a requerimiento del Poder Ejecutivo, bajo ninguna circunstancia.

El Estado no suspende las clases, entonces da un paso al costado, no toma medidas igualitarias, pasando a las familias la decisión asistir o no a clases. Esto claramente perjudica a las poblaciones socioeconómicamente más vulnerables, perjudica a los estratos más pobres de la sociedad y beneficia la generación de todas las formas de violencia intrafamiliar.

AFUTU rechaza la decisión tomada por Presidencia de la Republica. En un año de recortes salariales, reducción de grupos y sobrepoblación de estudiantes por grupo, se decretan acciones que intentan multiplicar la labor docente,  que ya se ha visto incrementada desde el comienzo de la pandemia. Como consecuencia de la no obligatoriedad: los docentes, ¿tendrán alumnos presenciales y no presenciales, y contarán con horas pagas para atender estos últimos?

A su vez, preocupa profundamente, decretar una baja sensible en el aforo en el trasporte público, llevándolo al 50%, sin duplicar los servicios y las frecuencias, así, los trabajadores no se podrán trasladar de una ciudad a otra, que es una característica de los trabajadores de UTU en el interior del país, y como consecuencia las autoridades de UTU están intimando a los docentes a renunciar a su trabajo, por inasistencias o llegadas tarde, porque un ómnibus no les paró en la ruta, porque venía con el aforo completo, y peor aún, tampoco llegan a sus casas y deben dormir en terminales.

Entendemos absolutamente inadecuadas e irresponsables  las medidas planteadas para bajar el nivel de riesgo de contagio, al tiempo que se desconocen las recomendaciones del GACH y los CECOED, exponiendo a los trabajadores, estudiantes y sus familias, no tomando medidas consistentes para proteger del contagio  a las comunidades educativas.

En definitiva, confirma una vez más, la línea política neoliberal de este gobierno, que no priorizando la educación pública profundiza aún más la brecha existente en la sociedad actual.

Secretariado Ejecutivo 18 de marzo de 2021